sábado, 11 de agosto de 2018

La alta tasa de mortalidad de médicos "de atención primaria" en España




Se trata de un tema tabú y de una realidad que parece no interesar a los gestores políticos de la sanidad de nuestro país, ni a los supuestos representantes de los médicos.
Por ello el estudio epidemiológico de esta realidad es un reto pendiente y un camino por recorrer de la Medicina en nuestro país.

Y es que aunque no existan datos epidemiológicos o estadísticos concretos al respecto, a poco que se observe la realidad cercana o lejana, vemos que los médicos de familia que trabajan en Centros de salud presentan una altísima tasa de mortalidad y morbilidad, comparado con el resto de trabajadores del centro: como de enfermería, administrativos, auxiliares, celadores  etc… U otros médicos que trabajan en diferentes estamentos sanitarios como hospitales, etc...
  
No hace falta ser Rappel para adivinar, o Framingham para comprobar estadísticamente, que las condiciones infrahumanas y la sobreexplotación laboral de los médicos de familia en España, no son solo un peligro para la salud pública  sino también para la del propio médico como trabajador. 

Días pasados, me comentó un compañero que en su Centro de salud -solo en el último año-  : 1 compañero ha fallecido por infarto y 3 han sufrido: ángor, FA  y crisis de Hta respectivamente, todos coincidiendo con días de significativa sobreexplotación laboral, ocurrieron durante el trabajo o al llegar a casa y en menores de 50 años y sin antecedentes familiares de estas patologías: Ni que decir tiene que: a mas edad y partir de los 60, el potencial de riesgo se multiplica considerablemente.

Pero si enfocamos a nuestro alrededor -en pasado y presente-, observamos estadísticas semejantes, por no hablar de casos menos fáciles de relacionar, como enfermedades o muertes por cáncer, Ictus, depresion o suicidios... (como el de un compañero al que conocimos,  que había sufrido accidente grave con lesión medular y tras ser rehabilitado y acondicionado por su limitación, sufrió al parecer mobing laboral).

Teniendo en cuenta que comparativamente, el numero de medicos es reducido, tal vez podriamos hablar de tasas insólitas de mas de  20 o 30 por ciento de morbi-mortalidad en los medicos de familia, quizas tanto como en los corresponsales de guerra.


* Debemos repetir -aunque sintamos que nuestra voz suene en el desierto- que el actual sistema sanitario español “universal y gratuito”  está constituido por todo un gigantesco entramado parasitario sostenido en base a la explotación laboral de los médicos de familia y en el engaño al paciente.
Paciente que ignora la calidad del servicio que se le ofrece y sobre todo del tiempo que dispone para ser atendido en las consultas médicas de los centros de salud: generalmente menos de 6 minutos por persona,  que en la realidad se quedarían en escasos segundos toda vez que durante ese escaso tiempo, el  medico debe asumir también labores de administrativo, informático, y conserje o celador de las salas de espera.

4 comentarios:

  1. Gracias amigo Juan , una vez mas has puesto el dedo en la llaga, efectivamente mirando en nuestro entorno descubrimos en los ultimos años muchos casos de compañeros que han caido.
    Me gusta mucho lo del "entramado parasitario" porque es real, recientemente tuve que acudir a Gerencia y aquello parecia un hormiguero de personas ociosas entretenidas comentando chascarrillos o jugando con el ordenador. No muy distinto que en el centro de salud, donde yo atiendo estos dias mas de 50 pacientes y en la consulta contigua de enfermeria se atienden unos 5 pacientes, y seguramente con un salario mayor que el mio.
    Por no hablar del maltrato multidiredcional:1-desde arriba Gerencia , solicitando continuamente informes y controles de visados, bajas, etc. 2-administraccion: citando sin medida ni control cuando , como y a quien le apetezca a veces a mas de 3 pacientes durante 6 minutos, y 3- los propios pacientes, que como bien dices ignoran la realidad y acuden a veces por 3 o 4 motivos o por cualquier nimiedad, y creyendo que existe servicio de urgencias como en los hospitales.
    Creo que , guardando las distancias, sufrimos como un holocausto silencioso .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Isabel por tu comentario estimulante y enriquecedor.
      Lo de "holocausto" es muy expresivo, aunque como bien dices, guardando las distancias, pues este termino se utiliza a veces demaseado hasta trivializarlo.
      Pero efectivamente coincidimos que el maltrato y explotacion laboral de los medicos de familia ha conseguido practicamente extinguir la especialidad y la huida a otros paises de los compañeros mas jovenes, de hecho ya no habra reemplazo generacional y se habran de cubrir las plazas con inmigrantes de paises hermanos, pero que quizas resistan menos el maltrato y la explotación.
      Algunos, aunque llevamos decenios denunciando y luchando por cambiar esta realidad, aparentemente sin resultados, no perdemos la esperanza de cambiarla; En nuestro caso ,y dicho sin complejos, con el estimulo permanente e inquebrantable de nuestra Fe cristiana.

      Eliminar
  2. Muchos tenemos el presentimiento de que pagamos con un alto precio el trabajo abusivo al que nos conduce este sistema perverso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Asi es, aunque parece que lo importante es no perder totalmente la capacidad de reaccion y no caer en la absoluta resignacion. Aun cabe la esperanza de cambiar esta realidad socialmente patogena.

      Eliminar