sábado, 25 de agosto de 2018

¿Por que los grandes genios de la humanidad creen en Dios?



Gregorio Marañon
Albert Einstein
Para ser más exactos tal vez habría que añadir "casi todos", pero como siempre: La excepción confirmaría la regla. 

Primero habría que definir que entendemos por 'gran genio' ', Pues con ello, no nos referimos solo a los hombres que han sido reconocidos socialmente sino también a los desconocidos, aquellos que han crecido en entornos mas cerrados pero que han pasado por la vida dotados de una mayor clarividencia, fecundidad o brillantez en cualquier faceta de la vida, al margen de su formación cultural, estrato social y trayectoria vital: pensamos en pastores , carpinteros, pescadores ,.. o toxicomanos. 

Y es que si bien todo hombre está dotado de singularidades y potencialidades creativas que le hacen único, también creemos firmemente que todos aquellos que de alguna manera destacan en cualquier faceta de la vida y sobresalen singularmente o sobrenaturalmente, aquellos que vulgarmente llamamos "genios": están tocados por la mano de Dios, y lo más importante suelen reconocerlo pronto o tarde, dando con ello testimonio y sirviendo de semilla su Fe para otras muchas personas.

Debemos reconocer que  personalmente, uno debe gran parte de la” recuperación de la Fe sembrada en la infancia, a la lectura de maestros o genios como Gregorio Marañón, Ramón y Cajal,  Martin Descalzo y Cervantes
Por eso creemos, que son muchos los científicos, artistas, escritores, deportistas etc. que pueden servir de estímulo para tantos jóvenes o no tan jóvenes, que no han encontrado rumbo a sus vidas.

Aunque son numerosos los genios que dejaron testimonio escrito de su profunda Fe en Dios y más en concreto de su cristianismo (de hecho hay web donde se detallan con más precisión), citamos algunos
 Cabe señalar que casi todos coinciden en que precisamente desde la ciencia y la razón se puede llegar a la Fe. 

Estos son algunos:

De ciencia a, y arte y literatura : Gregorio Marañón , Ramón y Cajal, Jimenez Díaz,  Pasteur, Einstein, Mendel, ..
Cervantes , Shakespeare , Becker , Machado, Dickens ; Dostoyevsky  Julián Marías , Martin Descalzo, ..
Leonardo da Vinci, Miguel Ángel, Mozart, Beethoven, Johann Sebastián Bach, Vivladi, Velázquez, Murillo, Rembrandt, Juan de Herrera ,Gaudí, Santiago Calatrava,

 Deportistas, solo por citar a los más conocidos: Cristiano Ronaldo, Messi, y Neymar,..
Cantantes y artistas Bob Dylan, Elvis Presley, Juan Luis Guerra, Juan Gabriel, Amaia Montero, Marta Sanchez,  Mel Gibson, Sylvester Stallone, Cantinflas, Charles Chaplin, etc...

Sin obviar a los más grandes genios que consagraron su vida a Dios como Santa Teresa, San juan de la Cruz, Teresa de Calcuta, etc…

Exponemos algunas citas luminosas, que nos han dejado:


ALBERT EINSTEIN premio Nóbel de física 1921

La ciencia sin religión es renga, La religión sin ciencia es ciega».


“Hay dos maneras de vivir una vida: La primera es pensar que nada es un milagro. La segunda es pensar que todo es un milagro. De lo que estoy seguro es que Dios existe.”

«Apenas si calco las líneas que fluyen de Dios».

“Es posible que todo pueda ser descrito científicamente, pero no tendría sentido, es como si describieran a una sinfonía de Beethoven como una variación en las presiones de onda. ¿Cómo describirían la sensación de un beso o el te quiero de un niño?.”

“Ante Dios somos todos igualmente sabios, igualmente tontos.”   “Lo más hermoso que podemos experimentar es lo misterioso. Es la fuente de todo arte verdadero y la ciencia.”



GREGORIO MARAÑON


La razón conduce inexorablemente a Dios, y el milagro ni quita ni pone, a la suprema verdad de su existencia”.  
Quien ha creado el mundo, que es un puro milagro universal, diario, repetido, de cada ser vivo, en cada una de las vibraciones infinitas de los átomos que nos circundan, en cada uno de los instantes del tiempo, ¿por qué no ha de contradecir, cuando le plazca, las leyes que gobiernan la vida y la muerte?

 ¿Y cuándo esas leyes se cumplen con arreglo a las pautas de lo que creemos natural? No son menos reveladoras de la grandiosa e inescrutable realidad de Dios”.

  

Sólo quien pasa por la vida con una distracción de mineral puede necesitar de los prodigios, o de lo que llamamos prodigios, para aceptar la divina realidad.


“El hombre se puede sentir orgulloso de su obra. Cierto que a veces se olvida que detrás de su genio creador está Dios. Pero lo importante es que el hombre es el divino instrumento de tan inmensa grandeza.

Y nada  puede atenuar la eficacia infinita de la oración sin palabras del que crea, aunque lo olvide, lo dude o piense que lo niega”

LUIS PASTEUR .

«Cuanto mas conozco, mas se asemeja mi fe a la de un campesino bretón»
.


Pasteur murió con el rosario en la mano, después de escuchar la vida de San Vicente de Paul, la cual había pedido que le leyeran, porque pensó que su trabajo, como el de San Vicente, ayudaría mucho a salvar a los niños que sufren


-ARTHUR COMPTON (1892-1962),  Premio Nóbel de física 1927

«
Para mí, la fe comienza con la comprensión de que una inteligencia suprema dio el ser al universo y creó al hombre. No me cuesta tener esa fe, porque el orden e inteligencia del cosmos dan testimonio de la más sublime declaración jamás hecha: “En el principio creó Dios”...


DEREK BARTON (1918 – 1998) premio Nóbel de química en 1969
«No hay incompatibilidad alguna entre la ciencia y la religión... La ciencia demuestra la existencia de Dios».


ARTHUR L. SCHAWLOW (1921 - ) premio Nóbel de física 1981
«Al encontrarse uno frente a frente con las maravillas de la vida y del Universo, inevitablemente se pregunta por qué las únicas respuestas posibles son de orden religioso... Tanto en el Universo como en mi propia vida tengo necesidad de Dios»


WILLIAM D. PHILLIPS (1948 – ) Premio Nóbel de física 1997

«Hay tantos colegas míos que son cristianos que no podría cruzar el salón parroquial de mi iglesia sin toparme con una docena de físicos»

sábado, 11 de agosto de 2018

La alta tasa de mortalidad de médicos "de atención primaria" en España




Se trata de un tema tabú y de una realidad que parece no interesar a los gestores políticos de la sanidad de nuestro país, ni a los supuestos representantes de los médicos.
Por ello el estudio epidemiológico de esta realidad es un reto pendiente y un camino por recorrer de la Medicina en nuestro país.

Y es que aunque no existan datos epidemiológicos o estadísticos concretos al respecto, a poco que se observe la realidad cercana o lejana, vemos que los médicos de familia que trabajan en Centros de salud presentan una altísima tasa de mortalidad y morbilidad, comparado con el resto de trabajadores del centro: como de enfermería, administrativos, auxiliares, celadores  etc… U otros médicos que trabajan en diferentes estamentos sanitarios como hospitales, etc...
  
No hace falta ser Rappel para adivinar, o Framingham para comprobar estadísticamente, que las condiciones infrahumanas y la sobreexplotación laboral de los médicos de familia en España, no son solo un peligro para la salud pública  sino también para la del propio médico como trabajador. 

Días pasados, me comentó un compañero que en su Centro de salud -solo en el último año-  : 1 compañero ha fallecido por infarto y 3 han sufrido: ángor, FA  y crisis de Hta respectivamente, todos coincidiendo con días de significativa sobreexplotación laboral, ocurrieron durante el trabajo o al llegar a casa y en menores de 50 años y sin antecedentes familiares de estas patologías: Ni que decir tiene que: a mas edad y partir de los 60, el potencial de riesgo se multiplica considerablemente.

Pero si enfocamos a nuestro alrededor -en pasado y presente-, observamos estadísticas semejantes, por no hablar de casos menos fáciles de relacionar, como enfermedades o muertes por cáncer, Ictus, depresion o suicidios... (como el de un compañero al que conocimos,  que había sufrido accidente grave con lesión medular y tras ser rehabilitado y acondicionado por su limitación, sufrió al parecer mobing laboral).

Teniendo en cuenta que comparativamente, el numero de medicos es reducido, tal vez podriamos hablar de tasas insólitas de mas de  20 o 30 por ciento de morbi-mortalidad en los medicos de familia, quizas tanto como en los corresponsales de guerra.


* Debemos repetir -aunque sintamos que nuestra voz suene en el desierto- que el actual sistema sanitario español “universal y gratuito”  está constituido por todo un gigantesco entramado parasitario sostenido en base a la explotación laboral de los médicos de familia y en el engaño al paciente.
Paciente que ignora la calidad del servicio que se le ofrece y sobre todo del tiempo que dispone para ser atendido en las consultas médicas de los centros de salud: generalmente menos de 6 minutos por persona,  que en la realidad se quedarían en escasos segundos toda vez que durante ese escaso tiempo, el  medico debe asumir también labores de administrativo, informático, y conserje o celador de las salas de espera.