jueves, 13 de febrero de 2014

Eutanasia infantil: asesinato legal de niños: crímenes contra la Humanidad



Recientemente se ha aprobado la Eutanasia infantil en Bélgica, en contra de la mayoría de la comunidad médica -esta vez si ha reaccionado- y de la sociedad.
Llama la atención que los dos países que mas colaboraron con el nazismo vuelvan a ser escenario nuevamente de crímenes contra la Humanidad, uno de ellos (Holanda), el símbolo de la crueldad humana: donde la niña Anna Frank fue torturada y asesinada -quemada viva- al igual que otros cientos de miles de niños.
La siguiente ficha de dominó, probablemente sea Austria: la verdadera cuna de Hitler y mas recientemente del monstruo de Averdeen.

Las razones políticas, como siempre son edulcoradas y envueltas por la manipulación y las formas, pero se basan nuevamente en que "El fin justifica los medios" y "la solución final".
Aunque las verdaderas razones lo expresan, como siempre, de manera mas transparente y sin tapujos los políticos del sur; como estas dos concejalas de Madrid que al parecer consideran, una: que las personas discapacitadas deben ser exterminadas para evitar gastos permanentes a la Seguridad Social y otra que justifica que una mujer tire por el desagüe a su hijo recién nacido.

Y es que, debemos admitir que el progreso humano y el grado de civilización, no se mide por el número de televisiones o de coches que se tienen por habitante, sino por el respeto, valoración y protección de los más debiles y desfavorecidos: discapacitados, niños, ancianos... en definitiva por la valoración de la Dignidad humana.

Desde este pequeño balcón, no nos cansaremos de clamar y proclamar lo que creemos: que la Dignidad del ser humano es intrínseca al mismo y no depende de las circunstancias, cualesquiera que estas sean: edad, salud, sexo, religión, color de piel, hallarse dentro o fuera de su país ... o "dentro o fuera de su madre".

2 comentarios:

  1. Como bien dices, esos dos paises "salieron de de rositas" despues de la segunda guerra mundial, y eso que fueron uña y carne con Alemania, quizas por eso , por el hecho de no exigirles ni asumir responsabilidades, no aprendieron de los errores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo, gracias por el comentario.

      Eliminar